Recibí la invitación para visitar La Traviata en Puerto Vallarta, un lugar que no conocía a pesar de que visito el puerto muy seguido.

Desde que llegué, el lugar me encanto, pocas cosas disfruto tanto como el de una buena vista mientras ingiero mis sagrados alimentos.

Hacía un poco de calor así que nos recibieron con una cerveza bien fría para mi, y una deliciosa sangría para mi acompañante.

El lugar está en el 5to piso de un Hotel, así que si piden una mesa de la orilla, podrán ver si problemas todo el puerto.
panoramica
Cómo siempre que me invitan a algún lugar, observo la carta para darme una idea de todo lo que ofrecen, pero dejo mi estomago en manos de los anfitriones, me gusta que me sorprendan, y así fue…

De entrada llegaron uno calamares fritos, súper ricos, crujientes cómo me gustan y acompañados de buenos aderezos.
entrada
El servicio de lujo, todavía no me terminaba la cerveza y llegaron a cambiarla por otra, para que no estuviera tibia (al igual con la sangría).

Ya estábamos terminando nuestra entrada cuando arribaron dos platillos que se veían bastante apetecibles:

Pizza Traviata:
Una pizza con salmón, queso crema, alcaparras, cebolla, arúgula y jitomate cherry.
Yo que soy super pizzero, me encantó, creo que fue mi platillo favorito de la noche.
pizza
Pasta Arrabiata:
Pasta con camarones, salsa de jitomate picante, aceitunas y salsa marinara.
La porción bastante abundante, entre dos, no podíamos con los dos platillos y eso que estaban deliciosos.
pasta
Mientras terminábamos los alimentos, nos tocó ver al Marigalante a lo lejos, (un barco pirata que hace su recorrido todos los días) mientras se ponía el sol, todo un espectáculo sí son de los que disfrutan ver los atardeceres y el mar.

Llegó el turno de lo que para muchos es el alimento más importante, exacto, el postre…
Un volcán de chocolate recién salido del horno acompañado de nieve de vainilla.
postre
¿Qué más podía pedir en ese momento?
Vista espectacular, comida de primera, buena compañía, un poco de alcohol… y cuando las cosas no podían estar mejor, empezó la música en vivo.

Sin duda se volvió en uno de mis lugares favoritos de Puerto Vallarta, podría regresar en cada visita, así que si viven allá o van de vacaciones y les gusta pasarla de lo mejor, visitar este lugar es casi obligatorio.
atardecer
Les recomiendo ir tipo 7 pm ya que el sol no está muy fuerte y podrán disfrutar del atardecer.

?Honduras 309 en el 5to piso del Hotel Palomar del Mar .